Cantera Galicia

Información del fútbol base gallego

Juanjo González: «El 1-3-4-2-1 nos permite ser presionantes, verticales y tener una gran cantidad de jugadores por dentro»

Se coló en el Campeonato Gallego de la Liga Gallega Infantil en la última jornada al finalizar en la octava posición del grupo 1. En cambio, en la competición por ser el mejor equipo de la comunidad, el Victoria Fútbol Club no está en los últimos puestos. Todo lo contrario. Solo el Deportivo y el Celta han conseguido más puntos que el conjunto que entrena Juanjo González después de nueve partidos disputados por los santiagueses.

Nota del equipo en lo que va de temporada.
Un notable alto, un 8.

¿Es justa la clasificación?
En la segunda fase tenemos lo que merecemos. De la misma forma en la que contra Ural o el Areosa pudimos sumar más, en algún otro partido ganado pudimos haberlo empatado perfectamente.

¿En qué zona esperaba que estuviese el equipo a estas altura de la temporada?
A pesar de habernos clasificados como octavos en la primera fase, en la segunda esperábamos poder competir entre el cuarto y el décimo puesto por el nivel que habíamos visto de varios rivales y el que considerábamos que podíamos llegar a dar.

«Tratamos de generar una comprensión ‘mínima’ de la estructura y fundamentos del equipo y, a partir de ahí, trabajar mucho el aspecto individual»

¿El equipo ha mejorado más a nivel colectivo o individual?
Creo que una es consecuencia de la otra, pero diría que a nivel individual. Primero tratamos de generar una comprensión ‘mínima’ de la estructura y fundamentos del equipo y, a partir de ahí, trabajar mucho el aspecto individual, ya que la categoría infantil es muy pronta como para focalizar el trabajo a nivel colectivo.

¿Cuál ha sido el jugador que más ha evolucionado?
El crecimiento de todos o casi todos ha sido muy satisfactorio y estamos encantados por ello pero, si tengo que quedarme con un único jugador, diría que el desarrollo de Mateo es el más destacado.


¿Cuál es el MVP de la temporada en el Victoria FC?
Si diese un MVP por cada partido, probablemente ningún jugador destacaría con más de dos o tres. Habría que hacer pedazos de ese trofeo y dar pequeñas porciones a cada uno de los jugadores del equipo.

«Estamos encantados con el crecimiento de todos, pero el desarrollo de Mateo es el más destacado»

¿Ha conseguido que el equipo jugase a lo que pretendía antes de empezar la liga?
Sí, creo que lo hemos conseguido. Hemos querido ser un equipo ofensivo que juegue a un ritmo alto y trate de ser vertical, y creo que lo hemos logrado.

¿Con qué sistema rinde mejor su equipo?
Nos encontramos más a gusto con el 1-3-4-2-1 o el 1-3-4-3 (es complicado diferenciarlos). Lo probamos por las cualidades de los jugadores y por dotar, a la mayor parte de ellos, que venían de jugar mayoritariamente con línea de cuatro la temporada anterior, de más recursos. Con el paso del tiempo, con lo presionantes y verticales que nos permite ser y la cantidad de jugadores que tenemos por dentro, nos fuimos encontrando bien.

¿Son importantes las jugadas a balón parado o son situaciones secundarias en el desarrollo de los partidos?
A estas edades damos mucha más importancia al contenido técnico y táctico de esas jugadas que a trabajarlas ‘desde la pizarra’. Destinamos poco más de media hora de entrenamiento en toda la temporada a fijar las jugadas ofensivas y la forma de defenderlas, pero sí dedicamos muchísimo tiempo a mejorar las orientaciones corporales, la distancia en los marcajes o la propia acción del despeje.

¿Qué valor tiene el rival en la preparación de un partido de liga?
No muy alto y, con el paso de las jornadas, todavía menor. Nos hemos centrado en ser dominantes desde nuestro juego y no restringirnos tanto a las fortalezas del rival. En algún partido muy aislado en los que intuíamos que encontraríamos ‘contextos extraños’ mencionamos un par de ideas específicas, pero poco más.

«Dedicamos muchísimo tiempo a mejorar las orientaciones corporales, la distancia en los marcajes o la propia acción del despeje»

¿Cómo mantiene el contacto con sus futbolistas en la situación actual?
Tanto Santi como yo somos bastante cercanos. Tratamos de ver algún partido histórico y comentarlo para que los chavales vayan comprendiendo el juego y no desconecten del el fútbol en sí. A través de una gran iniciativa que llevó a cabo el club bajo el lema de “#fainonacasa” enviamos breves sesiones de entrenamientos, con ejercicios con y sin balón adaptados a pequeños espacios para que no dejen la actividad física por el mando de la PlayStation de forma total.

¿Cuál ha sido el equipo de la liga que más le ha gustado?
El Calasanz. Les vi algún partido además de los dos en los que nos enfrentamos y me fascinó su espíritu y fortaleza como equipo, sobreponiéndose y jugando mejor cuando el partido les era cada vez más adverso. También el Lugo, por la sensación que transmiten de hacer muy libres a los jugadores en el campo e invitarlos a atreverse a jugar y a equivocarse, algo que resulta agradable. Todo sea dicho, son los equipos que más he podido ver.


¿Cuál ha sido el mejor partido de su equipo esta temporada?
Probablemente el partido contra el Deportivo. Jugamos completamente de tú a tú contra ellos presionándoles a todo el campo casi todo el partido y jugando mayormente en campo rival, generamos bastante peligro (dos palos) y, cuando las piernas no daban para mucho más, aguantamos más abajo y juntos los últimos 15-20 minutos sin conceder muchas ocasiones y tratando de tener las nuestras. En ese tramo tuvimos tres y metimos una. Fue un partido muy completo de absolutamente todos los jugadores.

«Tratamos de ver algún partido histórico y comentarlo para que los chavales vayan comprendiendo el juego y no desconecten del el fútbol en sí»

¿De qué derrota de esta campaña ha aprendido más?
De dos. La del Montañeros, por encontrarnos un modelo de juego casi opuesto a la del resto de equipos de la liga, especialmente a nivel defensivo, hizo que viésemos lo complicado de cada partido. La otra, la de la primera vuelta contra el Calasanz. Nos remontó un partido bastante controlado y, a partir de ahí, acabamos de consolidar nuestra idea de juego siendo conscientes de que éramos mejores cuanto más atacábamos.

¿En qué ha cambiado el fútbol base de la actualidad respecto al de hace diez años?
A mi edad (tiene 20 años) no podría dar una opinión fundamentada, pero tengo la sensación de que técnicamente está empeorando porque falta calle… Fui de los de tener un balón y jugar, incluso a menudo solo en la plaza de al lado de casa o de echar partidos con las chaquetas como porterías. Antes se jugaba muchísimo más y era extraño ver a un niño apuntado a un equipo en una etapa como la de prebenjamines sin apenas haber tenido interés por el balón. Eso es algo que, en los años que llevo entrenando, he visto en más de una ocasión.

¿Se entrena mejor la técnica en los campos de césped artificial o, como hace unos años, en los de tierra?
Las condiciones actuales son mejores, pero el problema no es el campo sino el tiempo que se esté con el balón. Por así decirlo, una hora de artificial es mejor que una de tierra o cemento… El problema es cambiar una hora de artificial por lo que eran tres o cuatro de tierra y calle.

«Me fascinó el espíritu y fortaleza como equipo del Calasanz, sobreponiéndose y jugando mejor cuando el partido les era cada vez más adverso»

¿Formar e intentar ganar o ganar e intentar formar?
En categoría infantil, la primera, por supuesto.


¿Es un problema el espacio del que se dispone para realizar un entrenamiento?
En nuestro caso, para ser un equipo de Santiago ciudad, contamos con medio campo de entrenamiento y nos resulta mucho más sencillo. Aún así, de no tener estas condiciones, creo que seríamos capaces de adaptarnos a los espacios de los que dispusiésemos.

«Jugamos completamente de tú a tú contra el Deportivo presionándoles a todo el campo casi todo el partido y jugando mayormente en campo rival»

¿Cree en las técnicas de motivación en el fútbol base o están reservadas para el fútbol amateur?
Creo en las técnicas de motivación en fútbol base, simplemente, pero no son las mismas a un equipo sénior. Incluso entre las distintas categorías del fútbol base o los equipos en sí son diferentes. A un niño de 6 años hay que motivarlo para que le guste venir a entrenar haciéndoselo pasar bien y que, cuando tenga diez, doce o catorce, se le pueda demandar el mayor esfuerzo para que consolide aprendizajes y, por último, en una categoría juvenil, exigirle que dé cuanto tenga.

¿Utiliza el soporte de vídeo con su equipo?
Sí, grabamos todos nuestros partidos y, algún día puntual, como suspensión del entrenamiento porque el campo está encharcado, tenemos mostrado fragmentos de partidos. De vez en cuando hacemos cortes individuales o grupales de ciertas acciones que se repiten y se deben mejorar y se los enviamos por WhatsApp a los jugadores.

«Hemos aprendido de la derrota del Montañeros, por encontrarnos un modelo de juego opuesto a la del resto de equipos de la liga»

¿Cómo deben resolverse las competiciones profesionales y las no profesionales que se han suspendido por el COVID-19?
Lo primero, de una forma segura y priorizando siempre la salud de jugadores, aficionados y demás miembros relacionados con la competición en cuestión. Después, pudiendo ser, diría que en el campo las competiciones de fútbol sénior aún variando el calendario o la configuración de la próxima temporada. Y, de no poder terminarse, la declararía como nula. Dentro de ser una medida injusta (no creo que haya una justa), es la más igualitaria.

EL TEST DEL MÍSTER 📝

  1. ¿Trabaja siempre el balón parado los viernes?
  2. ¿Música en el vestuario los días de partido?
  3. ¿Grito del grupo antes de empezar los encuentros?
  4. ¿Ropa de calle en el banquillo en los partidos?
  5. ¿Se queda en el vestuario durante el calentamiento?
  6. ¿Se dirige al árbitro durante los partidos?
  7. ¿Los suplentes calientan sin un entrenador/ayudante?
  8. ¿Se mete en el campo cuando da indicaciones?
  9. ¿Tiene una relación cercana con los padres de los jugadores?
  10. ¿Ha hecho algún entrenamiento sin balones?
A %d blogueros les gusta esto: