Cantera Galicia

Información del fútbol base gallego

Samuel Montoto: “Elegimos el camino más complicado: llevar el peso, atacar, asumir riesgos”

P.G.F. | dxt campeón

El Calasanz está viviendo en sus carnes la dureza de la División de Honor Juvenil, una categoría de pocas jornadas y que no perdona. Samuel Montoto, el entrenador del equipo colegial, analiza una temporada complicada en cuanto a resultados –el ‘Cala’ se ha quedado a 14 puntos de la permanencia a falta de 15 en juego– pero que tiene lecturas positivas.

Nota del equipo en lo que va de temporada.
Un 7. El único pero que le puedo poner al equipo son los resultados, la clasificación y algún partido puntual pero, en lo demás, estoy muy contento con su rendimiento.

¿Es justa la clasificación?
En mi opinión, hemos merecido más puntos. Hemos hecho más que muchos equipos en muchos partidos, pero la falta de pegada y errores puntuales nos han lastrado.

¿En qué zona esperaba que estuviese el equipo a estas altura de la temporada?
Sabíamos que iba a ser una temporada difícil pero, una vez que nos hemos enfrentado a todos los equipos de la categoría, creo que deberíamos estar fuera del descenso. Está claro que los resultados mandan, pero creo que hemos hecho méritos para poder estar más arriba. Hemos perdido puntos ante rivales que han hecho muchas menos cosas que nosotros en el campo.

¿El equipo ha mejorado más a nivel colectivo o individual?
Creo que en ambos aspectos han mejorado. Nuestra forma de trabajar es ayudar al jugador individualmente y, a partir de ahí, hacer crecer al colectivo. Trabajamos ambas facetas y en ambas han mejorado. No creo que hayan mejorado más en una que en otra.

“Hemos perdido puntos ante rivales que han hecho muchas menos cosas que nosotros en el campo”

¿Cuál ha sido el jugador que más ha evolucionado?
César. Es un jugador de primer año, con talento y disciplinado. Ha crecido muchísimo desde el inicio y eso le permite ser titular prácticamente siempre. Ya lo entrené dos años en cadetes, sabía de su potencial y él sabe que tiene mi confianza, pero en esta categoría no es fácil jugar siendo de primer año y más todavía con la personalidad con la que lo está haciendo.

¿Cuál es el MVP de la temporada en el Calasanz?
No me gusta destacar a nadie por encima del grupo, pero sí que es cierto que Toni, uno de los capitanes, ha disputado todos los minutos de la temporada (no sé si hay otro jugador en la categoría que lleve disputados todos los minutos) y no es casualidad. Nos ha dado mucho en el centro del campo, a veces con trabajo poco agradecido. Es una ampliación del cuerpo técnico en el campo, nos conocemos bien y vemos el fútbol de manera similar.

¿Ha conseguido que el equipo jugase a lo que pretendía antes de empezar la liga?
Sí. Nosotros elegimos el camino más complicado, que es el de tratar de ser proactivos, llevar el peso de los partidos, atacar, asumir riesgos… A veces no nos salió como deseábamos por mérito de los rivales o porque no estuvimos finos… Pero la propuesta se llevó a cabo ante todos los rivales y conseguimos dominar, por fases, a equipos de entidad y calidad superior. Evidentemente, el nivel de la liga hace mucho más difícil este estilo de juego, pero confiamos muchísimo en nuestra metodología y creemos que es la mejor manera para que los chavales crezcan y, aún no ganando todo lo que deberían, así lo han hecho.

¿Con qué sistema rinde mejor su equipo?
El más utilizado por nosotros es el 1-4-3-3, aunque es un dibujo de inicio, ya que con las movilidades el sistema es cambiante. El por qué es porque entendemos que es el sistema más equilibrado para poder dominar, teniendo todas las zonas bien ocupadas y pobladas, sin tener desequilibrios grandes en el balance defensivo. Para dominar el juego de posición, te da un sinfín de posibilidades para hacer superioridades y variaciones de sistemas. Y tenemos algo que nos parece básico, los extremos. Me parece una figura fundamental en el fútbol y que se está perdiendo: los extremos dribladores. Me parece el punto de partida más interesante como sistema, aunque hay muchos otros.

“Entendemos que el 1-4-3-3 es el sistema más equilibrado para poder dominar, teniendo todas las zonas bien ocupadas y pobladas”

¿Son importantes las jugadas a balón parado o son situaciones secundarias en el desarrollo de los partidos?
Trabajamos el balón parado tanto ofensivo como defensivo, pero para mí es un trabajo más secundario. Puedes tener muchas cosas preparadas a nivel defensivo -defender bien, estar bien perfilado- pero si el jugador no está activo, no vale para nada. A nivel ofensivo opino parecido; puedes hacer movilidades para generar ventajas y tener buenos rematadores, pero si el que la pone no está fino o no tienes un buen lanzador… Está complicado. Pienso que es más algo de actitud y de concentración y, en mi opinión, son más importantes otros aspectos del juego.

¿Qué valor tiene el rival en la preparación de un partido de liga?
Nosotros nos preocupamos más de nosotros y nos basamos en el rival para saber dónde podemos hacer daño, qué problemas tienen… No cambiamos la propuesta pero sí tratamos de analizar a los rivales para explotar sus debilidades y protegernos ante sus virtudes. Por tanto, le damos importancia al rival y a su análisis, pero el sujeto principal es siempre nuestro equipo, que tengamos siempre la mejor versión en función de lo que nos va a exigir el rival.

“La de los extremos dribladores me parece una figura fundamental en el fútbol que se está perdiendo”

¿Cómo mantienes el contacto con su futbolistas en la situación actual?
Mantenemos el contacto a través de un grupo de Whatsapp donde estamos el cuerpo técnico y los jugadores. Les pedimos que hagan un plan específico que les va preparando Toño, el preparador físico, y, a partir ahí, llevar un control.

¿Cuál ha sido el equipo de la liga que más le ha gustado?
El Celta. Por su propuesta atrevida ante todos los rivales, su dominio del juego de posición y su capacidad defensiva para hacerlo lejos de su portería. No es casual que no hayan cedido ni una sola derrota. En una liga tan resultadista, es de elogiar que haya equipos que proponen y arriesgan como el Celta o el Racing de Santander.

“En una liga tan resultadista, es de elogiar que haya equipos que proponen y arriesgan como Celta y Racing”

¿Cuál ha sido el mejor partido de su equipo esta temporada?
Contra el Roces en casa. Nuestro equipo destacó en la capacidad para generar ocasiones y dominar en campo rival. El Roces tan solo realizó un disparo a puerta y fue gol. Perdimos 0-1 pero, en cuanto a conceptos, fue el partido más completo. También estuvo bien el empate ante Sporting o el empate ante el Depor en Abegondo, pero si me quedo con un partido, me gustó el del Roces.

¿De qué derrota ha aprendido más?
Diría contra el Racing de Santander en la jornada 2. Perdimos 1-0 y tan solo tuvimos dos errores y sin ser demasiado graves. Uno de esos errores fue castigado con gol. Ahí nos dimos cuenta que en esta categoría no se podría conceder absolutamente nada, dada la calidad de los rivales, sobre todo en la parcela ofensiva.

“No cambiamos la propuesta, pero sí tratamos de analizar a los rivales para explotar sus debilidades y protegernos ante sus virtudes”

¿En qué ha cambiado el fútbol base de la actualidad respecto al de hace diez años?
Esta sería una pregunta para hacer una entrevista o debate. A nivel de categorías competitivas, estamos mejor que nunca. En general, hay demasiado protagonismo de los entrenadores. Los entrenadores quieren progresar y conseguir resultados con inmediatez y, al final, el camino fácil para conseguir los resultados es exponiéndose poco, coartar la libertad de toma de decisión del jugador, esperar los fallos del rival y no provocarlos…. Muchos factores que no enriquecen el fútbol y, mucho menos, al jugador. Habría que darle mucha más importancia a que los chavales progresen, dominen y entiendan muchos aspectos del juego antes que el resultado. En A Coruña, por desgracia, se premia demasiado el resultado por parte de muchos estamentos. Por otro lado, creo que los entrenadores están más preparados que antes, por eso hay un crecimiento del fútbol base en cuanto a resultados pero, a nivel formativo, deberíamos centrarnos más en ser capaces de competir haciendo que el jugador mejore, formándolo y no solo competir para ganar. Esto no quiere decir que dejes de ser competitivo y que el resultado no importe, claro que importa, pero pienso que tienes que ser capaz de ser muy competitivo y buscar ganar pero formando, que la victoria sea parte de un proceso.

¿Se entrena mejor la técnica en los campos de césped artificial o, como hace unos años, en los de tierra?
Mejor en césped artificial. Nosotros tenemos un campo de tierra, donde entrena la Escuela, y se trabaja bien, pero es mejor el césped artificial.

¿Formar e intentar ganar o ganar e intentar formar?
En mi opinión es formar e intentar ganar. Ganar siempre a través de un proceso, no vale ganar de cualquier manera. Y si no sale, que puede pasar, hay que insistir. Es bueno que los jugadores aprendan a tolerar la frustración y sigan trabajando e insistiendo. No todo es inmediato y las cosas cuestan y llevan su tiempo. Sé que hay gente que cree en ganar e intentar formar, pero no lo comparto en absoluto, aunque lo respeto.

“Es bueno que los jugadores aprendan a tolerar la frustración y sigan trabajando e insistiendo”

¿Es un problema el espacio para realizar un entrenamiento o se adapta a cualquier espacio?
Nos adaptamos sin problema, pero es cierto que tener solo medio campo es un handicap importante para muchas cosas y más en una categoría como la juvenil. Nos gustaría tener más espacio para poder hacer muchas más cosas, pero las circunstancias son las que son y hay que adaptarse.

¿Cree en las técnicas de motivación en el fútbol base o están reservadas para el fútbol amateur?
No solo creo en ellas, sino que creo que son fundamentales. No importa que sean prebenjamines, cadetes o profesionales. Para que alguien desarrolle algo de la mejor manera posible, debe estar motivado y, para motivar, hay muchas técnicas, adaptadas a distintas edades. Ahí entra un poco la psicología del entrenador, en ser capaz de adaptarse al grupo y a lo jugadores y utilizar unas técnicas u otras, en función de lo que necesiten y de la etapa en la que estén.

¿Utiliza el soporte de vídeo con su equipo?
Lo utilizamos para análisis propio y para los análisis del rival. Por falta de recursos, no lo podemos utilizar todo lo que quisiéramos, pero creemos que es un elemento fundamental y que, quien pueda contar con él libremente, tiene mucha ventaja.

¿Cómo deben resolverse las competiciones profesionales y las no profesionales que se han suspendido por el Covid-19?
Ninguna opción va a ser justa ya que, con un parón de esta magnitud, todo queda desvirtuado. Lo mejor siempre sería acabar las competiciones, pero no se va a poder hacer ni en tiempo ni en forma correctos y sin condicionar la próxima temporada. Dentro de la injusticia para unos o para otros, yo declararía nula la competición y trataría de ocupar nuestras fuerzas en preparar bien la siguiente temporada, a nivel de planificación deportiva, económica y social.

EL TEST DEL MÍSTER 📝

  1. ¿Trabaja siempre el balón parado los viernes?
  2. ¿Música en el vestuario los días de partido?
  3. ¿Grito del grupo antes de empezar los encuentros?
  4. ¿Ropa de calle en el banquillo en los partidos?
  5. ¿Se queda en el vestuario durante el calentamiento?
  6. ¿Se dirige al árbitro durante los partidos?
  7. ¿Los suplentes calientan sin un entrenador/ayudante?
  8. ¿Se metes en el campo cuando da indicaciones?
  9. ¿Tiene una relación cercana con los padres de los jugadores?
  10. ¿Ha hecho algún entrenamiento sin balones?
A %d blogueros les gusta esto: